Javier Miranda se queda en puertas del pódium andaluz en su categoría en la penúltima cita con el autonómico de montaña.

El sábado comenzaba la edición XLII de la Subida al Mármol, del andaluz de montaña con las verificaciones técnicas y administrativas de la prueba y el briefing de la organización donde se daban las explicaciones referentes al funcionamiento de la prueba.

Con los entrenos libres se iniciaba la competición donde Javier Miranda tenía la toma de contacto con el trazado y ponía a punto el vehículo con el que compite esta temporada.

En la primera manga oficial de carrera el piloto de Bailen se quedó a una sola décima del tercer puesto. En la segunda, Miranda salía confiado, cometiendo un mínimo error. La prueba se vio interrumpida al salirse uno de los participantes y neutralizar la manga durante una hora y media, perjudicando la concentración del piloto y enfriando el asfalto con la perdida de adherencia que supone.

La prueba del domingo en la fase de entrenos oficiales, el equipo de Miranda modificaba los reglajes de suspensión. En carrera solo pudo ser cuarto, para arrancar en la segunda manga oficial con nuevos reglajes de suspensión en busca de mejorar tiempos y mejorar el pilotaje y el ritmo de competición. A pesar del ritmo con el que el piloto bailenense volvió a clasificarse en cuarto lugar debido a la fuerte competencia y el nivel de vehículos participantes en la categoría donde cómpite Javier Miranda.

“he disfrutado mucho y he dedicado la conducción a disfrutar de la prueba al perder toda opción de la victoria en mi categoría después de los dos últimos abandonos. Emocionante el público y la organización que ha disfrutado con la carrera. Ahora queda la última cita con la montaña del andaluz que tendrá lugar en Córdoba en el trazado de Trassierra.”

2017-11-02T09:14:10+00:00

Leave A Comment